Blogs

Carlos Benito

Evadidos

Demasiado gay, demasiado pronto

 

La historia del rock es una caja de sorpresas, con dobles y triples fondos en los que se esconden personajes fascinantes. A mí, a estas alturas, me sigue asombrando la cantidad de figuras que han quedado más o menos olvidadas por el camino, esperando el momento en el que alguien las recupere de manera definitiva, o al menos las rescate hasta que el mundo vuelva a borrarlas de su memoria. Digo esto porque no creo haber escuchado nunca antes a Smokey, el dúo encabezado por John Smokey Condon, un vocalista que ya parecía un poco marcado temáticamente desde el apellido. El caso es que Smokey, el hombre, estuvo en un tris de relevar a Iggy Pop al frente de los Stooges, pero la cosa no prosperó, aunque en la foto de arriba se ve que daba el tipo y dominaba la pose iguanesca.

Habría estado interesante, porque Smokey, de quien Chapter Music publica ahora una bonita recopilación, era un artista tan peculiar como tozudo. La opinión reinante en su tiempo la resumió perfectamente un ejecutivo discográfico, estupefacto ante su primer sencillo, de 1974: «No podemos sacar esto, es un puto disco gay, qué ocurre con vosotros. Eso sí, es bueno de verdad». Ciertamente, el disco llevaba por un lado Leather, una canción sobre los bares neoyorquinos para aficionados al rollo encuerado, y por el otro Miss Ray, acerca de una gruesa drag queen de Baltimore, la ciudad natal de John. Y así fue transcurriendo la breve carrera del dúo, completado por su compinche y pareja EJ Emmons: fundaron un sello y lo bautizaron S&M, y en él editaron composiciones como Million Dollar Babies, centrada en el universo de los chaperos, o Piss Slave, con versos tan evocadores como «quiero beber tu orina». Un redactor de Noisey ha entrevistado ahora a Smokey, con motivo de esta recuperación, y les ha preguntado si en su momento se sentían ya unos avanzados a su tiempo: «Sí, pero nos equivocamos en las cuentas. Yo pensaba que estábamos cinco años por delante, pero resultó que eran treinta y cinco», ha respondido John.

«Necesitas el amor de un hombre para que te dé calor», insiste esta canción.

 

Por Carlos Benito

Sobre el autor


junio 2015
MTWTFSS
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

Contenido Patrocinado